Website Ribbon Cursos para/lelos: Supervivir

12 febrero 2009

Supervivir

El pasado 15 de enero salió una nota en Búsqueda acerca de unas declaraciones de Daniel Martínez al respecto del Plan Cardales, realizadas en un encuentro organizado por la Juventud Socialista el sábado 10 de ese mes.

El Plan Cardales es la alternativa del Estado para brindar el servicio de Triple Play, que consiste en distribuir teléfono, televisión por cable e Internet por una misma vía. Desde hace aproximadamente un año se viene hablando del Triple Play en Uruguay pero salvo el plan 3 de TCC, no se ha visto nada.

¿La razón? No se habilitan las licencias para que los proveedores privados puedan ofrecer el servicio. El por qué lo explicó Martínez y salió en esa nota en Búsqueda:

Días después, ante los jóvenes socialistas, Martínez explicó que las nuevas tecnologías permiten “tener TV cable, telefonía y conexión a Internet, por una misma vía tecnológica” -ya sea la red de telefonía, los cables de televisión u ondas de radio- y que en los últimos tiempos “se venía dando un impulso del sector privado” que reclamaba ser autorizado a ofrecer ese servicio porque tiene la capacidad para hacerla, pero que el gobierno no lo permitía.

Con un grupo de compañeros, entre los cuales estaba (el vicepresidente de Antel) Gonzalo Perera -él fue en buena parte el que ideó el Plan Cardales- dijimos: ‘Estamos a la defensiva”, relató.

O sea, es cierto, estamos frenando el avance tecnológico, porque darles eso (a los privados) implicaba matar a Antel”, reconoció luego.

En una nota de El País del 26 de enero, el vicepresidente de Antel, Gonzalo Perera, reafirmó el concepto cuando se lo consultó sobre por qué no se permitió que los privados ofrecieran el Triple Play, lo cual él mismo reconoce que sería un ahorro para los usuarios.
“Hoy estas empresas pueden ofrecer el servicio -por cuestiones técnicas- en los barrios poblacionales de mayor poder adquisitivo. Por tanto, se comenzó un debate ideológico de decir que el mercado se regula solo o el Estado tiene la llave y decide. Una entrada más fuerte del triple play en Uruguay dentro de una oferta para público de mayor adquisitivo no es lo que uno aspira cuando uno piensa en el desarrollo tecnológico del país. Ahora, era absurdo que un desarrollo tecnológico que es viable y beneficiaría a un conjunto de la población se frene por un reflejo defensivo de Antel.”
¿Por qué la gente tiene que huir despavorida provocándole un agujero mortal a Antel si aparece la oferta de los privados? ¿Porque es más fashion tener Triple Play o porque sería más ventajoso, ya sea por un tema de costos o por un tema de la calidad del servicio? ¿Encierra una contradicción decir “frenamos el desarrollo tecnológico del Uruguay porque lo que queremos es un Uruguay tecnológico”?

Si la empresa estatal corre riesgo es porque tiene miedo de no poder competir en telefonía y datos. Si no puede competir, es que estamos pagando de más en uno o ambos rubros. Entonces Antel nos mantiene prisioneros hasta que pueda implementar una alternativa, el Plan Cardales, del cual se sabe poco desde el punto de vista técnico, y como muchas otras cosas, tal vez quede librado a los tiempos del Estado.

Hace unos años, por 18 de julio se veían carteles con una calavera pirata con sombrero de mexicano. Eran carteles en contra de la llegada de CTI (ahora Claro) al mercado de la telefonía celular.
También en esa época hubo miedo y en retrospectiva, los resultados fueron satisfactorios: hoy todo el mundo tiene celular, gracias a la generación de una sana competencia entre las partes.

En estos días, un grupo de usuarios de ADSL está llevando adelante una campaña para aumentar el ancho de banda en Uruguay, sobre todo el de subida, que es de lo que más se depende para proveer de contenidos. Proporcionar contenidos es algo en lo cual estaríamos jugados si queremos ser el Uruguay desarrollador de software y país de servicios del cual tanto se habla. A un ancho de banda de subida de 128 kbps se accede con 490 pesos por mes y para lograr duplicarlo hay que pagar casi diez veces más.

Los que llevan adelante la campaña dicen: “Antel tiene la capacidad técnica para dar un salto cualitativo, sólo falta que anteponga las prioridades del país por encima de su voluntad de lucrar con el ancho de banda. Los privados también tienen capacidad de dar el salto si se les permite competir”. Si con el tema del Triple Play
todos estamos poniendo un granito de arena para que Antel viva, ¿qué garantías tenemos de que en este tema no? Porque después de todo, no es un tema de lucrar como dicen los usuarios en campaña. Es un tema de supervivir, como dice Martínez. Y que los demás se lo banquen.

45 comentarios:

Efraín Pérez dijo...

Quisiera aclararte un detalle que no es menor, que desconoces indudablemente.
Las empresas privadas de cable NO LLEGAN hacia el barrio en que yo vivo, Lezica. Es más, ni siquiera llegan al barrio Colón, que posee el cuarto complejo habitacional, por su tamaño, de Montevideo. Para este lado de Montevideo las empresas privadas de cable no quieren venir.
Parece que olvidaste que cuando hay monopolios privados la única ley que rige es la de la voluntad de hacer dinero. No hay oferta de tv cable, pero sí hay demanda en muchos barrios de Montevideo.
Las empresas públicas tienen otros objetivos. Por eso los celulares son accesibles. Acordate de cómo era antes de que Ancel interviniera en la plaza.
Otra cosa: Carlos Slim es el hombre más rico del mundo. Es el dueño del monopolio de teléfonos de Méjico.

Maru dijo...

Efraín, el Estado puede obligar a las empresas privadas a invertir en los barrios de menor poder adquisitivo por ej negociando los nichos de mercado en los barrios más ricos. Si no lo hace es porque no quiere. Tu argumento no alcanza para defender el vergonzoso monopolio de las empresas públicas. Con el cuento de que el mercado es malo porque no le importan los pobres que sólo le preocupan a papi el estado te están obligando a vos consumidor uruguayo a pagar fortunas por una tecnología de mierda. Por favor, dejá el chupete. No te das cuenta que nos están robando?

Elso R. Azul dijo...

Claro. Ahora entiendo. Por ahí van los tiros. Las empresas NO QUIEREN ir a instalar conexiones de cable a barrios lejanos. Les da pereza, o no quieren hacer negocios con negritos. Debe ser eso, sin duda. ¿Para qué ganar unos pesitos con un lumpen del Complejo América? ¿A quién se le ocurre? ¿Acaso Slim le vende celulares a nagritos aztecas? Ahora me queda claro. No tiene nada que ver con viejos convenios municipales de reparto de zonas ni nada de eso. Es que no quieren, simplemente. Les da asquito tener que tirar un cable por encima del Miguelete. Ahora que queda claro, podemos empezar a discutir en serio.
Por favor, mirá que hay cada pelotudo que escribe porque tiene teclado...

Elso R. Azul dijo...

Y se escribe México. Si lo escribís con J los mexicanos se enoxan y te cagan a llamadas insultantes desde los teléfonos de Slim.

envidiosa dijo...

Qué discusión pueril. Tabaré se está riendo de todos uds. A mi me preocupa mucho más que Galería de esta semana esté mal compaginada. Entiendo que las hojas que usan deben ser muy caras y están en plan de abaratar costos pero eso no justifica bajo ningún concepto que me mezclen las fotos de Laetitia vedette con las del casamiento Pita - Rodriguez Larreta. Estoy indignada.

hostias dijo...

la infiltración musulmanana en el uruguay. rodríguez larreta se sigue casando y ciertos comentaristas adquieren amigos.

nausicaa palomeque, investigue!

Sebastián dijo...

180.com.uy :
"Antel atendió el reclamo de sus clientes y presentó tres nuevos productos que ampliarán el ancho de banda. Las velocidades a las que se extenderán estos tipos de ancho de banda serán de cuatro megas de bajada y 512 kilobites de subida"

Alguien levanta un sitio, 5000 personas firmamos, los medios terminan dando exposición al tema y al día siguiente Antel anuncia sus nuevos planes de banda ancha. Que siguen saliendo mucho más caros que en el primer mundo, pero ta.
La tecnología estaba desde hacía rato, pero hasta que no se chillara lo suficiente se iban a hacer los giles.

Hay que hacer esto cada vez que un monopolio estatal no provea un servicio necesario? No cabe esperar la más mínima proactividad de los entes con respecto a los intereses de los usuarios? Hay que felicitarlos por esto ahora y reafirmar el monopolio de Antel porque "escuchan a la población" ??

Efraín, cuáles son esos "otros objetivos" de las empreas públicas? Por qué no le pedís al Sodre que te ponga el cable? Por qué no te matás?

Walter Hego dijo...

Si hay algo que jamás voy a ser en esta vida, que no tengo ni el más ínfimo atisbo de intención de llegar a ser, eso es "proactivo". Aborrezco la "proactividad" y el ser "proactivo". Las aborrezco (las palabras) por innecesarias y porque son una chantísima "traducción" de los vocablos ingleses "proactivity" y "proactive".

A ver si me explico: todo bien con la iniciativa y con el tener iniciativa, con el ser emprendedor (los mismos conceptos que contienen las palabras inglesas mencionadas, pero expresados en la lengua en que se supone que hablamos, es decir, el castellano, ¿se acuerdan?).

Vamos, che. ¿No les pega en el qincuagésimo quinto forro de los oídos cuando oyen o leen los mamarrachos sin atenuantes de "proactivo" y "proactividad"?

envidiosa dijo...

es cosa de yuppies, walter, de burguesitos proastori, oligarcas putos y gentuza de esa calaña.

Cacho_vela_crush dijo...

los comentarios andan mallll, no puedo comentar.... voy a morir

no se olviden de lissidini(?)

pasta los domingos dijo...

un santo, lissidini.

y de acuerdo, enteramente: la invasión de los cruzados de la libre empresa con credenciales proletarias. resulta que me sostengo, si resulta. una feministra. rémora de un sanguinettismo sin sangui. sifograntes, filarcas, neocualunquistas todos, exponiendo la extraña noción de que tener un celular o banda ancha es un derecho.

es un privilegio.

soberanía tecnológica,
ya:

martínez/ carámbula a la junta.

Sebastián dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Sebastián dijo...

Walter, vos usas championes Flecha?

Te comento que el término proactivo suele ser utilizado como una propiedad del sujeto, un rasgo de carácter digamos. La iniciativa es algo que se toma en una situación determinada. Sí, se puede decir lo mismo utilizando iniciativa, pero toma más palabras y no trasmite exactamente la misma connotación.

Un idioma no es estático, evoluciona permanentemente incorporando términos de otros idiomas que expresan mejor algo que los términos existentes. La variedad de formas de decir la misma cosa con sutiles diferencias hace a la riqueza del lenguaje. Y si tomamos términos del inglés, cuál es el problema?
Me imagino a los primero hispanoparlantes diciendo cosas como "pues como vamos a utilizar términos griegos al principio de una palabra, voto a bríos !? que nosotros hablamos latín castellano, vive Dios !!"

Sí, tampoco uso los signos de apertura de interrogación. Y qué?
Abrí la cabeza, burgués.

Walter Hego dijo...

Seba: Lo del cambio permanente de las lenguas está en la tapa del libro. Del libro de Saussure, digo. O sea: contame algo nuevo, pibe.

Con lo del rasgo de carácter descubriste la pólvora, hermano. Te felicito.

La razón que te lleva a sostener que es más económico decir "es proactivo" que "tiene iniciativa" es absolutamente misteriosa. Ambas oraciones constan de dos palabras. Y si dudás de que en castellano haya un adjetivo por el cuál pueda traducirse "proactive", una de dos: o no conocés la palabra "emprendedor", ni su significado, o cuando escribiste eso no los recordabas.

Por otro lado, la perorata acerca de la variedad de formas, las sutiles diferencias y la riqueza del lenguaje también es lingüística básica.

Lo que sí es novedoso es lo de que "proactive" expresa mejor algo que "emprendedor", o "tipo con iniciativa". Es un bolazo, pero novedoso, eso sí.

Consejo de un burgués a un libertario: cerrá un cachito la cabeza, que se te cuelan cosas como "proactive", y después, en el intento de justificar el haberte dejado colonizar esa partecita de la mente, escribís cualquier cosa.

Anónimo dijo...

q blog de porquería !
todos están más preocupados por la forma de los comentarios e insultar a sus autores.
lo del plan cardales y el freno a las tomografías por pet es un ejemplo de lo q es la gente formada en la izquierda en uruguay: si no somos nosotros los q lo hacemos, aunq lo hagamos peor y más tarde, no lo hace nadie...
una mierda de gente, q cree en algo q hace unas decadas estaba de moda y se llamaba eufemísticamente centralismo democrático.
q lacras humanas !
ah, yo no sé lo q son mayúsculas ni la palabra "que"....algún problema ?

Cacho_vela_crush dijo...

pará loco no podés andarle diciendo burgués a cualesquierasss, te fuiste al carajo...

aca ya no se puede comentar el nivél me resulta que sostengo que es muy falto de respecto

a mi proactivo no me va ni me viene, pero hipoalergénico me mola.

kaboom dijo...

eh,

tenés razón, en el uruguay nadie hace nada. por eso el mercosur funciona, el mpp es internacionalista y hay sociedades anónimas que pagan nueve mil nuevos pesos por mes con la condición de una doble nacionalidad y tu firma en tres documentos. el gallito luis.

por otra parte, cabe la posibilidad de que esté hablando otra lengua. supercomillas y cursiva por todas partes. que no esté hablando en absoluto. arriesgo: que te haya explotado el chip liberticida de tanta pelotudez que dijo. que yo no haya entendido, de. la cuarta por cien puntos.

eso es todo cuanto sé de tecnología.

mola.

benito dijo...

Tengo que decir que, sin vivir en Lezica, no me extrañaría mucho que haya empresas de cable o servicios similares no vayan a determinadas zonas más o menos periféricas. Y el asunto no tiene nada que ver con racismos o clasismos -aunque los billetes sean de distintos tonos la guita no tiene color- sino simplemente con la ecuación inversión-ganancia que rige los negocios en el mundo capitalista: si el extender el cable (o lo que sea) a una zona no le conviene a las empresas porque los clientes potenciales son pocos para justificar la inversión infraestructural -o porque la piratería de materiales y servicios es tal que anula el negocio, entonces no lo van a hacer, y posiblemente sea así. Una empresa privada a cargo de la venta de electricidad a Montevideo norte, habría cortado los servicios desde hace años porque el costo de cable robado sería irremontable con la venta de electricidad.

Eso, justamente, es uno de los dos motivos que justifican la existencia de servicios estatales esenciales: el que el Estado provea de esos servicios en las zonas en las que no es negocio, o que el negocio es tan poco redituable que no justifica la cantidad de trabajo empleado para conseguirlo. Y eso está bien, al menos si se cree que debe existir un Estado.

El otro motivo de existencia de venta de servicios por parte del Estado es el viejo cuento de que -al ser el Estado la suma de todos los habitantes del territorio y por ende ser nosotros (supuestamente) los propios patrones-, el Estado podría ofrecer sus servicios con menor afán de lucro que un privado.

Esto es lo perverso del asunto del Plan Cardales: la asunción directa por parte del Estado de que -a pesar de supuestamente no tener afán de lucro y poder establecer las reglas del juego como se le cante- igual es incapaz de competir con los privados y el motivo no es, claro está, la falta de capacidad de inversión, sino de mantenimiento, porque los costos de ANTEL -que además es una de las principales sanguijuelas de impuestos encubiertos para abastecer a Rentas Generales- son totalmente inviables por el delirio de la ecuación costos-rendimiento de la mano de obra pública de los entes estatales.

Si vos tenés que pagar no sé cuantos millones de dólares para mantener unos centenares de guardahilos que guardan hilos que no existen, se complica competir con cualquier empresa que no esté demente.

Así que en la práctica la telefonía pública, que debería ser más barata por no tener afán de lucro, es carísima, anticuada (aunque hace apenas diez años supo estar casi al frente en términos tecnológicos latinomericanos) e ineficiente. ¿Por qué? ¿por qué todos sus directores son imbéciles? Podría ser, pero el motivo es más sencillo: ANTEL no es una empresa pública, es un ente ocupado y privatizado por sus trabajadores, parásitos y gerentes. Y hace tiempo que es así.

Si quieren calentarse el doble, yuxtapongan estas noticias sobre Cardales con el pedido de suba extraordinaria salarial de los trabajadores de los entes estatales, que no sé por qué pero me parece que la van a conseguir.

Sebastián dijo...

Walter, prefiero que me colonize la mente un idioma antes que una ideología, sobre todo una con postulados tan pelotudos como que la incorporación de palabras a la lengua es una forma de colonización.

No dudo que no haya dicho nada que alguien con Idioma Español de 1ro de liceo aprovado no pueda saber. Pero a la luz de tu comentario, no me pareció fuera de lugar. Ojo que no estoy diciendo que tengas nivel escolar, la mayoría de tus comentarios son bastante inteligentes, pero me parece que acá tuviste un lapsus.

Insisto que iniciativa, proactivo y emprendedor no son exactamente la misma cosa. Y por algo en el inglés existen las tres. De hecho emprendedor se dice entrepeneur, palabra de (horror!!) origen francés. Los sajones también son colonizables.....

Sebastián dijo...

benito, un Estado que le otorgara la concesión de la distribución de electricidad de Montevideo a una empresa privada podría perfectamente obligarla a llegar a cualquier lugar del país sin importar lo redituables que sean, porque en la suma global del negocio igual harían fortunas.
La existencia de servicios estatales no se justifica nunca, menos si son monopolios

kaboom dijo...

“en tres semanas logramos mover un ente estatal. Eso es un éxito y además, logramos tener el problema en el tapete”.

uyuyuy dijo...

Me interesa eso de los 9 mil pesos por mes.

kaboom dijo...

colonice

aprobado

y entrepreneur y / o entrepreneurial,
aunque yo no tengo ningún problema con la proactividad mientras sea ajena e inescrupulosa, y ella invite.

benito dijo...

Por supuesto Sebastián que una concesión privada de electricidad podría ser obligada por el Estado a llegar a todas partes, pero eso es algo que no les gusta mucho a los defensores de la libertad total de mercado.

El ejemplo me parece a posteriori interesante, porque Enron -la multinacional que se hundió estrepitosamente arruinando a millones de yanquis y anunciando la crisis actual- balanceó (casi) sus estados de cuenta aprovechando una desregulación total del suministro de energía eléctrica en California, desregulación que les permitió someter los precios a la (teórica) ley de la oferta y la demnada. Pero en la práctica lo que hizo Enron fue desviar/reducir el caudal de energía eléctrica a California (la sexta economía del mundo y un estado que produce más que decenas de Bandas Orientales) para aumentar las tarifas -generando además apagones artificiales para que la gente supiera a qué se atienen-, y arruinando tanto a ancianos con bajas pensiones como a multimillonarios desprotegidos.

A lo que voy es: en el juego de chantajes que es la economía moderna no es tan fácil que un Estado tenga una auténtica capacidad de presión sobre las empresas trabajando en su territorio (uno de los tantos problemas de la extranjerización de la tierra, retomando viejas discusiones), y en particular el tipo de claúsulas de servicios a zonas desprotegidas no suelen ser habituales.

Yo sigo pensando, tal como lo dije, que buena parte de los entes estatales están privatizados de facto. Pero creer en la buena voluntad a priori y desregulada del mercado y las inversiones privadas es como confiar -durmiendo boca abajo desnudo y con las manos atadas- que el "Cosita" no te va a violar una larga y solitaria noche de cana.

Walter Hego dijo...

Sebastián: Fijate que no dije que la incorporación de palabras a la lengua sea una forma de colonización.

Para empezar, y como sabés, esa incorporación es parte del cambio de que hablábamos, y es tan inherente a la naturaleza de las lenguas y tan inevitable como los demás aspectos de la alteración. Por lo tanto, manifestarse en contra de la incorporación de vocablos y tratar de impedirla sería tan tonto como tratar de impedir cualquier otra de esas facetas.

Lo que sí puede hacerse es resistir ciertas alteraciones; intentar cambiar con cierto criterio. Y sostengo que sufrimos una suerte de colonización por parte de la cultura yanqui (vaya descubrimiento, el mío), y que la misma se lleva a cabo, en primer lugar, mediante la lengua.

Pero creo también que es deseable (y quizá posible, hasta cierto punto) resistir el cambio indiscriminado del léxico, que se manifiesta en la creación de términos innecesarios sin influencia alguna de otras lenguas. Pongo un ejemplo: el mamarrachesco y desde hace años tan en boga “relacionamiento”. No se me ocurre ningún argumento a favor y que lo haga preferible a “relación”, y apostaría guita a que nadie es capaz de mencionar ninguna razón mínimamente sostenible en pro de ese vocablo (para empezar, porque dudo que nadie pueda traer a colación ninguna diferencia semántica entre “relación” y “relacionamiento”, por sutil que sea).

Por otro lado, me da la impresión de que “proactive”, en inglés, es también uno de esos inventos innecesarios, torpes y antiestéticos. Y si así fuera, ello convertiría a “proactivo” en doblemente tilingo.

Si el cambio es inevitable, intentemos dirigirlo, dentro de lo posible, con arreglo a cierto discernimiento. O sea: discriminemos. Y me permito terminar parafrasear a un célebre lingüista rosarino: “Si lo vamo a hacer, vamo a hacerlo bien”.

P.S.: Sí se me ocurre, ahora que lo pienso mejor, una situación en la que “proactivo” tendría un contenido semántico diferente, hasta cierto punto, que “emprendedor”. Por ejemplo: criticando a alguien, puedo decir de él que es un yuppie sin atenuantes (o aspirante a serlo), y que es perfectamente “proactivo”. Pero salvo por ese empleo irónico, no veo, repito, que ese vocablo tenga ninguna utilidad. Si al menos fuera una palabra linda, vaya y pase. Pero si además de inútil (salvo en casos como el del ejemplo) es un esperpento sin remedio, yo paso, gracias.

Walter Hego dijo...

FE DE ERRATAS: En mi comentario anterior, donde se lee (creo) "me permito terminar parafrasear", debe leerse "me permito terminar parafraseando", claro.

benito dijo...

Sebastián: lo de "la existencia de servicios estatales no se justifica nunca" contáselo a los que no podrían pagarse una mutualista, o la cuenta de OSE, o a los que vivían en los pueblos de Argentina cuyo único contacto con el mundo exterior eran las -deficitarias- líneas de tren que Menem cerró, o a los que (es un lindo ejemplo actual) tienen los ahorros de su vida embatatados en bancos inviables cuya única posibilidad de supervivencia es su estatización de facto (como acaban de hacer en EE.UU. o en Alemania, por más de que disimulen la estatización con eufemismos). En cierta forma es uno de los motivos de existencia del Estado en el mundo capitalista: el suplir las necesidades que no son negocio.

Basta de comerse esa pastilla desagradable del anarquismo de mercado, que llevado a sus extremas consecuencias discursivas sería una especie de social-darwinismo al servicio de los millonarios. Si alguien quiere masturbarse soñando con que algún día va a ser parte de los pocos afortunados, genial, pero los demás sospechamos que no nos va a pasar y sabemos que es el Estado el que nos va -aunque lo haga mal y con injusticias- a curarnos la fractura de cuando nos caigamos de la cama. Y no es algo injusto, es sociabilidad mínima.

Confundir servicios estatales con monopolios estatales es una de las trampas dialécticas más sórdidas del discurso neoliberal oficial. Son dos cosas diferentes; uno es una convención de compensaciones sociales mínimas sin las cuales estaríamos en la selva o legislando el derecho de pernada y lo otro -los monopolios- es un abuso de facto generado, con algún sentido, en tiempos de inseguridad y perpetuado en el tiempo.

Por supuesto esto no tiene mucho que ver con el tema del post, pero aunque comparto el absurdo de castigar económicamente al total de la ciudadanía para mantener privilegios de una empresa inviable por inefectiva, mal administrada y derrochona (ANTEL), al mismo tiempo sé que es muy fácil decir "que los despidan a todos y los dejen en el limbo". Digo, es muy fácil si uno no tiene, pongamos, 53 años y es uno de los miles de empleados de ANTEL de los cuales depende su núcleo familiar (no hay que ser muy keynesiano para admitir que la generación de trabajos ligeramente al pedo es también una función estatal y que la única cosa peor que un monopolio estatal es un monopolio privado de facto, cosa facilísima de hacer en un país ratón como este, si no fijate en CUTCSA).

benito dijo...

(mandé dos respuestas -distintas, pero igualmente insufribles- al mismo cuestionamiento, porque me había parecido que el primero se había perdido. Disculpá Sebastián por la verborragia y exceso de ejemplos).

Cacho_vela_crush dijo...

coincido con la idea de fondo de benito pero no con sus ejemplos necesariamente, es decir seguir explicando y castigándo a los idiotas que creen en el poder mágico del mercado lo regula todo es un poco hacer leña del arbol cáido, es como indignarse con los que dicen que el comunismo es el camino, son gente que ya la historia probó que estan errados , son pastores sin credibilidad, no es necesario seguirles el juego dialertico.

de alguna manera es lo mismo que el tema de las tierras, si vos dejas que un equis te compre todo el país después es capaz de presionarte para poner una planta nuclear en el parque rodó y siempre es peligroso

donde diferimos es en que igual creo que los servicios estatales deberían de ir desapareciendo y ser tercerizados con un férreo control del estado y tener a la empresa tercerizante (?) agarrada de las bolas al punto de nacionalizar el servicio en dos patadas si esta incumple, hoy en día se ha nacionalizado hasta las empresas jubilatorias(CFK) en un abrir y cerrar de ojos no veo cual sería el problema de eso con cualquier otra cosa. chavez tambien ha nacionalizado lo que se le ha cantado, es decir, el mecanismo para echar a la empresas inescrupulosas existe, asike a cagar

es decir , apostar al mercado al camino liberal(poder del mercado y la libre competencia sin otorgarle los mismos poderes curativos del agua de queretaro) y al mismo tiempo cuidar de los intereses estatales no me resulta algo tan dificil de imaginar, ahora a decir verdad nunca lo ví en uruguay, y es un ejercicio que se debe hacer con eficiencia transparencia y honestidad, y no hemos podido ser transparentes para dar la licitacion del casino carrasco que mierda vamos a ser eficaces para disolver antel y tener a multinacionales agarradas de los guevo.

bueno algo de eso no se si fui algo claro , lo mase guro que no

Sebastián dijo...

benito,
"Confundir servicios estatales con monopolios estatales es una de las trampas dialécticas más sórdidas del discurso neoliberal oficial." --> Y sin embargo caer de uno a otro es más que facil. Cuando vos tenés servicios estatales que cumplen funciones extras a generar ganancia, tales como proveer puestos de trabajo no necesarios, la única forma de que sobrevivan es, o bien en base a subsidios y déficit permanente, o bien asegurando que tengan el monopolio absoluto del servicio (a veces ambas). Antel bien se jacta de no dar déficit, por lo cual solamente sobrevive gracias a lo segundo.

Cuando dije que no se justificaban, en realidad quise decir que no se justificaban porque sí, "porque esto lo tiene que hacer el Estado y chau". Para que se justifiquen tienen que, o bien ser eficientes y poder competir con privados, o bien hacerlo para cubrir nichos que el mercado naturalmente no cubre a costa de asumir costos que serán cubiertos de alguna otra forma (por ejemplo de los ingresos que dejaría una empresa privada que explotara mejor el servicio). Antel no cumple las necesidades de la gente ni admite que otros las cumplan. Por qué tenemos que mantener su monopolio? Para que ese hijodeputa a quien le chupa un huevo si yo puedo trabajar en Internet mantenga sus beneficios?

Estoy un poco más de acuerdo con lo que dice Cacho. Si bien nacionalizar una empresa no es tan fácil y siempre implica grandes costos, la posibilidad de presión del Estado existe. Claro que tendría que ser un Estado con bastante más huevo que el nuestro.

benito dijo...

Cacho, Sebastián: en realidad creo que estamos esencialmente de acuerdo en todo, yo lo único que hago es señalar algunos matices respecto al derecho de trabajar y la tendencia -positiva si no se la carga abusivamente sobre los demás (como pasa)- estatal de mantener y crear empleos.

Lo detestable que se ha vuelto el sistema de empleo público (y sus beneficiarios) en Uruguay puede hacer -y eso es algo con lo que hay que tener cuidado- que se piense que el empleo público es algo dañino de per se, y yo creo que eso es algo muy discutible.

Por otra parte, el criticar al capitalismo actual a la luz de los acontecimientos no es ni sacar leña del árbol caído ni hablar con los diarios del lunes en la mano: aún en plena crisis las variaciones sistémicas han sido mínimas o nulas, y los defensores del anarcoliberalismo siguen firmes en sus discursos (adjudicándolo como de costumbre a errores puntuales humanos, como si la economía la generaran un grupo de ábacos con sombrero) de disminución y debilitamiento del Estado. Como si no hubiera pasado nada, como los viejos militantes recalcitrantes del PCU. La diferencia es que aquellos militantes vivieron el desastre de su ideología tristemente, y contemplando como la misma solo subsistía -y en forma muy impura- en una isla del Caribe. Los predicadores neoliberales siguen diciendo lo mismo mientras el mundo se cae en pedazos, pero con la diferencia de que su ideología sigue dominando ese mundo al que está destruyendo.

Cacho_vela_crush dijo...

pero la diferencia más grande es que el anarco liberalismo no se practicó jamas, ni en la isla de lobos, es una ficción tan grande como el pacto social con una etapa de igualdad en donde todos ibamos desnudos antes, en donde hubo estado en este planeta jamás se practicó el anarcoliberalismo, si se utilizó el liberalismo y el poder del mercado como excusa para estafar sociedades y naciones, todo con la excusa de que el mercado lo regula todo, patrañas, pero no hubo un país anarcoliberal en la historia como cuba fue comunista, de todos modos , lo mas triste de todo es que hubo gente que creyó en cualquiera de los do. domenor o domayor.

Sebastián dijo...

benito,
las crisis, como todos los problemas de cualquier sistema, siempre son adjudicables a errores o malas intenciones humanas. El problema filosófico más grande que tengo con el socialismo, es que pretende suprimir estos problemas desde afuera; es decir, generando un entorno donde no haya lugar a estos errores ni abusos. Por eso, y porque quienes lo ponen en práctica no dejan de ser humanos, está condenado a fracasar, como cualquier otro sistema que no parta de la base de buscar una transformación de la misma esencia de la humanidad.
Y por eso, veo mal la concepción que tenemos del Estado y del trabajo público, como algo por encima del individuo que tiene que estar ahí siempre, para corregirnos si nos portamos mal, nunca para darnos las herramientas de decidir por nosotros mismos cómo portarnos.

Vos decís que los liberales no han cambiado su discurso a raíz de esta crisis, pero yo he visto bastantes cambios en cómo muchos liberales ven en rol del Estado en la economía.
Lo que no veo, o al menos no en la misma medida, es un cambio en cómo los batllistas de todos los colores ven el rol del Estado, aún después de estar unánimemente de acuerdo en que el Estado que tenemos hace mucho que no funciona.

kaboom dijo...

eh,
pero del despotismo de los poderes públicos, quién podrá defendernos. de las mayorías y, sobre todo, de las minorías entronizadas. contra el tabaco y la excomunión uno se anima solo. el juego de dados que no nos concierne, eso es una cuestión enteramente distinta. en tanto se confíe en el sufragio universal en el marco de la democracia representativa y la separación de poderes, y la revolución o la reacción no sean propicias, de momento y en este país en particular el problema del liberalismo económico radical pasa por el tránsito del monopolio al oligopolio a la pretendida esencial justicia del libre mercado. quiero decir, sugiero se imagine un uruguay habitable contra toda actualidad y pronóstico. de manera que ante el estado sólo cabe oponer el estado de derecho. bien: y la propaganda. pero vos hablás de un justo medio, medio, justo, quiero suponer. habría que recordar que los "liberales", al menos los que hasta donde recuerdo no se enfrentan a las veleidades del proceso electoral , ellos adjudican la crisis última del sistema financiero al estatismo o a sus expresiones híbridas tan de moda en europa, derecha y derecha socialdemócrata, desde hace ya unos años, largos. acaso hables del establishment, entonces.

en todo caso luchar contra las corporaciones sin representar o favorecer a otra corporación, resulta dificultoso. salvo que uno se agencie un amigo anarcocapitalista, claro. como cacho, que es un melting pot revisitado, posmo y pluralista todo en sí mismo y con trencitas. (estoy seguro.) nada más exótico, fueron las feministas, mahoma, steven seagal, la novia china quien fuera lesbiana y los padres metodistas, que no.

de acuerdo con lo que decís de los batllismos, cuando entiendo o creo entender. lo de afuera, adentro y esencia de la humanidad, misma, confunde. o habla de que estás confundido. o, como lo llaman acá, "hay ambigüedad". sí: el qué. eso.

Walter Hego dijo...

Kaboom: Diáfano, lo tuyo.

kaboom dijo...

sólo trato de ser proactivo, mr. hego. esto es, mientras corran los créditos, cómo no, si me permite terminar parafraseando ahí, donde se lee. fetiches, ya sabe, we are all in this together

and we love to take a bath.

Cacho_vela_crush dijo...

yo no pondría a estiven sigal en la misma bolsa, sino miren the onion movie.

hijo del corporativismo ácrata salió

Walter Hego dijo...

Kaboom: ¿Qué creditos? ¿Los de la película? ¿Melinda y Melinda? ¿Y luego me cita a Phish?

kaboom dijo...

no,
no es nada. se lo debía por haberme persuadido de los peligros que acechan al animal domesticado además de la tristeza, el huesito de pollo y la parasomnia action hero / futbolera, allá en su sección de estampitas para piadosos a la vera de las ubres. mi perrita piscucha No. 4 se lo agradece, por la presente,
febrero 25 del año de nuestro señor súperman

Walter Hego dijo...

Ka-pow. No, perdón, Ka-boom, o Kaboom: Ah, ta, calculo que tas hablando de esto.

Che, cuánto gregré pa decir Gregorio.

kaboom dijo...

eso es proselitismo, nótese.

sí, para peor se lo iba a decir en diez décimas de saludo al walter hego pero se me mojó la guitarra, o algo.

che, se me quema la fuente cada vez que caigo en ese antro de blasfemias.
pestes
y vivas sodomas, cómo nos.

Sebastián dijo...

Me tienen podrido los que entran a desvariar. Dejó de ser gracioso a partir del segundo que lo hizo.
Imploten y conviértanse en maní

kaboom dijo...

porque mezclar de manera errática las reglas, derechos y obligaciones, que regularían la convivencia y frenarían los usos y abusos del poder, individuos, organizaciones o estado, junto con la existencia de empresas públicas monopólicas y las subsecuentes cargas impositivas desproporcionadas que desaniman la iniciativa, la inversión y el consumo y, enseguida, afirmar que la crítica fundamental del liberalismo al socialismo ("pretende transformar la misma esencia de la humanidad") es una de las virtudes del primero, con el cual, en apariencia, comulgás,

es de gente lúcida, sana y coherente. ni una falsa oposición, desacierto o desvío, nada.

seguro, hay quien, por lo general, no conversa ni pretende conversar con nadie y se desentiende del post. pero avisó hace rato y al menos eso está claro, supongo. será noticia para vos, lo siento mucho.
ocupate de lo tuyo, hermano. lo otro es competencia de los censores, que de seguro no dudan demasiado y bien colocados están. yo entretanto diré lo que pueda y se me ocurra a quien quiera o no quiera.

salud.

Walter Hego dijo...

Seabastián: Quizá estés siendo demasiado indulgente. Acaso sea peor: posiblemente haya dejado de ser gracioso a partir del segundo desvarío del primer desvariante.

Pero quienes pretenden que en un coloquio se hable exclusivamente de lo que ellos quieren y sólo como a ellos se les antoja que debe hablarse son también harto enojosos. Creeme.

Sebastián dijo...

Sí Walter, ya sé que cada uno hace y dice lo que se le canta, esa es la idea. Yo sólo digo que algunos me tienen podrido.

kaboom, evaporate y llové en Rusia